Alejandro Escallón Columnistas

Vámonos de ‘poke’

Es imposible visitar cualquier ciudad grande de Estados Unidos hoy en día y no darse cuenta del auge del poke, un plato que existe hace décadas en Hawái y que me sorprende que se haya demorado tanto en volverse popular en otras partes del mundo. Poke significa “rebanar” o “cortar” en hawaiano, y el plato se llama así porque el componente principal suele ser pescado crudo en trozos, acompañado de otros ingredientes. En Bogotá empezamos a ver opciones el año pasado y, si no lo ha probado, se está perdiendo de algo fresco, saludable, práctico y novedoso.

Poke Bowls: El primer lugar exclusivamente de poke en Bogotá. Fue abierto por una pareja de recién casados en el segundo semestre de 2016 y las filas no demoraron en armarse. Tienen una carta con varias propuestas, pero existe la opción de crear su propio bowl escogiendo de una lista de ingredientes. A mí personalmente me encanta el ‘Alii bowl’, que tiene arroz de sushi, atún, noodles de zucchini, palmitos de cangrejo, cebolla crunch, repollo, ajonjolí y mayonesa de sriracha. Se destaca por la mezcla de texturas y por esta mayonesa, que es de mis cosas favoritas en el mundo. El ambiente es más bien informal, es autoservicio pero se vuelve un sitio perfecto para un almuerzo rápido. Una de sus dos sedes queda en la calle 81 # 8-35.

Alii bowl de Poke Bowls

Osaki: Recientemente incorporaron algunos pokes en su carta y les ha ido tan bien que están considerando abrir una sección entera. Probé el ‘Citrus’, que tiene trozos de salmón, aguacate, edamame, cebolla roja y cilantro, bañados en salsa soya, jalapeño y limón. Viene con un crocante de quinua que le da un toque especial y aunque es sencillo, es una delicia. Yo le agregué chipotle, y siento que ese sabor picante sirvió. Hay otro en la carta de camarones tempura que quedé con ganas de probar. Osaki tiene varias sedes, entre ellas la de la calle 71 # 5-50.

poke citrus de osaki

Casa: Cuando vi que en Casa había poke bowl me pareció un poco raro, pues el sitio es todo menos asiático, pero como lo que hacen lo hacen bien, tenía curiosidad de probar. Es diferente a los otros: muy fresco y menos pegachento, pues  los otros suelen tener salsas algo más espesas y ser totalmente fríos. Ya servido se ajusta bien al concepto del sitio. Tiene atún sellado, arroz de sushi, raíces chinas, wonton, guisantes, col china, aguacate y una vinagreta asiática. Por como está montado, es una buena opción para pedirlo junto con una carne u otro plato fuerte y compartir. Creo que no lo cambiaría por los platos que me encantan en este lugar, pero siento que puede ser un gran complemento. Casa está ubicado en la carrera 13 # 85-24.

poke bowl de casa

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario