Cine Personajes

Risa a la colombiana

A partir de este mes, Netflix lanza una serie de especiales de stand up comedy con 21 comediantes de Colombia, México, Brasil, Argentina y Chile. Antonio Sanint, Julián Arango, Alejandro Riaño y Ricardo Quevedo, la cuota nacional, hablan de su experiencia.

“Creíamos que era una pega”:

Cuando Julián Arango y Antonio Sanint empezaron con su stand up comedy Ríase el show, hace poco más de 17 años, en Colombia no existía la movida de comediantes que hay en la actualidad. Por eso, el haber sido tenidos en cuenta por Netflix para estos especiales es algo que califican como un “orgullo, como que valió la pena todo el empeño que le hemos metido a esto”.

Claro que al principio no parecía así, pues ninguno de los dos creyó cuando los llamaron para invitarlos al proyecto. “Creí que era una pega”, afirma Julián, lo que Antonio complementa diciendo que “pensé que nos estaban mamando gallo, la verdad no me lo creía”. Luego de esa primera sorpresa, y de corroborar con llamadas y reuniones que la invitación era genuina, empezaron todo el proceso de adaptar el show para poderlo grabar: “Fue algo muy rápido, no hubo mucho tiempo para pensar la cosa”, explica Julián, “Yo estaba en medio de unas vacaciones, Antonio también, así que tuvimos poco tiempo para camellar y probar material”, comenta.
Para Antonio, adaptar el show para este nuevo formato fue sencillo porque “como lo llevamos haciendo tantos años, siempre tratamos de dejar intactas las partes clásicas que le gustan al público y de traer cosas nuevas, así que el show se está transformando constantemente durante los años”.

Todo ese proceso de adaptación dejó muchas anécdotas, algunas tan simpáticas como las que se verán en pantalla: “Cinco minutos antes de salir a escena, cuando ya teníamos todo listo y probado, Antonio me dice que deberíamos abrir con una rutina que ya tiene probada y es muy buena para abrir. Yo le digo que cómo se le ocurre, pero él me dice que sí, que fijo funciona, y nos fuimos así, entonces cuando la gente vea el show, notará que al principio yo no hablo, solo Antonio. Esa es nuestra esencia pura, no hay nada escrito, no hay reglas”, recuerda Julián.

La idea de que su humor va a estar disponible para personas en 190 países del mundo es algo que aún encuentran difícil de imaginar. “Creo que eso todavía no lo dimensionamos, aún no nos cabe en la cabeza. No sabemos qué va a pasar, es algo que no habíamos pensado. Lo que pasa es que nunca nos hemos imaginado nada sobre lo que iba a pasar, sino que todo fue ocurriendo poco a poco, entonces cada cosa nueva que ocurre es un regalo. Yo siempre me la tomo con un poquito de incredulidad al principio, y luego con una gran sorpresa de que la vida nos dé tanto”, explica Antonio.

Esta versión renovada de Ríase el show se podrá ver en el servicio de streaming desde el 17 de enero. Mientras llega el día, todo se resume en expectativa: “Ojalá sea bueno, ojalá hayamos hecho un buen trabajo. Lo dimos todo. Tengo esos nervios buenos, porque sé que con Antonio la pasamos bueno, y eso se tiene que reflejar”, concluye Julián.

“Quiero que se diviertan desde el lugar que lo vean”

Ricardo Quevedo la tiene clara: “Yo confío en que el público se divierta, es lo único que espero siempre que hago comedia”, asegura al hablar de sus expectativas al hacer parte de este especial. “Espero que la gente se ría, porque la risa relaja, libera, distensiona. Quiero que se lo gocen”, afirma.

Para este bogotano, que empezó su carrera como comediante hace 15 años, no es extraño estar frente a las cámaras, pues aparte de haber grabado varios shows para televisión, ya ha actuado en películas. Sin embargo, asegura que esta experiencia tenía algo especial, pues siempre había querido trabajar en algo tan grande como Netflix.

En esta ocasión, Quevedo se la jugó por una mezcla de sus chistes favoritos: “Hay rutinas que están entre las mejores de varios shows que he tenido a lo largo de estos años, y algunas nuevas que nunca han salido en TV ni en teatro. Así que hay chistes nuevos y viejos, pero estos han sido modificados y actualizados”.

Para el comediante, hace unos años era impensable que un show llegara a tantos países al tiempo: “Es una locura, y al tiempo muy emocionante saber que tanta gente podrá disfrutar y reírse con mis rutinas de comedia. Quiero que lo vea mucha gente y que se diviertan desde el lugar del mundo que lo vean. Ese es mi objetivo, hacerlos reír”.

“Hay que reírnos de nuestras desgracias”

No es casualidad que el show de Alejandro Riaño, que abre la participación de Colombia en el especial de Netflix el 10 de enero, no tenga un nombre específico. “Decidí dejarlo sin nombre porque es una mezcla de las mejores rutinas, como una recopilación, pensando en que la gente no pueda ni respirar”, afirma.

A Alejandro la invitación le generó una mezcla de emoción y nervios: “Son 190 países, entonces es muy emocionante saber que el trabajo de tantos años ha valido la pena. Nunca me imaginé terminar en algo así porque cuando yo arranqué, esto ni existía”.
Para Riaño, es muy importante que Colombia haya sido tenida en cuenta para estos especiales, porque los considera una ventana para dar a conocer el humor que se hace en el país. Demuestra, además, que lo que se hace aquí está al nivel de lo que está pasando en toda Latinoamérica: “Reírnos de nuestras propias desgracias es una necesidad no solo para el país sino para el mundo”.
Alejandro tiene unas altas expectativas frente a lo que verán los televidentes: “Espero cosas muy positivas porque se hizo un muy buen trabajo, todo el montaje, la escenografía, el arte, todo es súper especial”, concluye.

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

error:
WP-Backgrounds Lite by InoPlugs Web Design and Juwelier Schönmann 1010 Wien