Cultura

Angela Bower, “La música clásica le habla al alma”

En septiembre, Bogotá disfrutará de El caballero de la rosa, una de las óperas más ambiciosas que se han montado en el país. Esta reconocida mezzosoprano interpreta a uno de los protagonistas

A comienzos de septiembre, la Ópera de Colombia presentará El caballero de la rosa, una de las producciones más ambiciosas que se han hecho en el país. Esta reconocida mezzosoprano norteamericana interpreta uno de los personajes clave

Hablar de Richard Strauss es hablar de uno de los compositores más importantes de la música clásica. Autor de grandes obras como Salomé y Elektra, en 1911 presentó una ópera que rompía un poco con lo que había hecho antes: Der Rosenkavalier, conocida en español como El caballero de la rosa. Es una ambiciosa obra que por las exigentes características de su reparto y música no es fácil poder ver. De hecho, hasta ese año solo se había presentado en dos ciudades de Suramérica: Buenos Aires y São Paulo.

Desde septiembre, Bogotá se convertirá en la tercera de esa lista, gracias a los esfuerzos de la Ópera de Colombia, el Teatro Mayor Julio Mario Santo Domingo, la Orquesta Filarmónica de Bogotá y el Teatro Municipal de Santiago. Para el complejo papel de Octavian, un hombre que pasa buena parte de la obra disfrazado de mujer, la elegida fue la bella mezzosoprano estadounidense Angela Brower, una de las estrellas nacientes en el mundo de la ópera mundial.

Su rostro de facciones delicadas y profundos ojos verdes hacen aún más difícil imaginársela interpretando a un hombre, algo que ha hecho en varias obras, incluyendo un par de veces en El caballero de la rosa en otros países. Paradójicamente, es uno de sus papeles favoritos: “Me encanta cantar este papel. Es un gran desafío, pero también es muy divertido de interpretar. Crecí junto a cinco hermanos, así que la energía masculina siempre estuvo presente, y creo que eso ayuda (risas). Como mujer, debo poner mucha atención a cómo me paro, a mi postura, a lo que hago con las manos, porque no puedo hacer gestos femeninos con ellas. Tengo que estar muy atenta a cómo interactúo, mis movimientos, mis posturas”, afirma la cantante.

La producción que veremos en Bogotá los días 1, 5 y 8 de septiembre en el Teatro Mayor Julio Mario Santo Domingo tiene más de 150 artistas en escena, entre actores y músicos. Junto a Angela han llegado artistas de varios países, como Alemania, Suecia, España, Canadá y varios colombianos. Según la artista, esa multiculturalidad le da un color especial a la producción: “Tienes personas con diferentes antecedentes, de distintos países y culturas, todos reunidos y uniéndose para presentar esta hermosa obra, y contar esta bella historia. Siento que el tener gente de diversas partes del mundo le aporta mucho carácter a la producción”.

El caballero de la rosa es, en esencia, una historia de amor. Cuenta los enredos románticos de cuatro personajes. Octavian, La Mariscala, el Barón Ochs von Lerchenau y la joven Sophie von Faninal. Es una de las óperas más populares del repertorio alemán, y fue tal su importancia dentro de la obra de Strauss, que su trío final se cantó en el funeral del compositor, en 1949.

Para Angela, además de la bella historia de amor que cuenta, hay muchos elementos que justifican ir a verla: “Hay amor puro, hay atracción, hay excitación, hay aventura, hay acción en el escenario, hay de todo en esta obra. Es algo que todo el mundo va a disfrutar, porque es una ópera en la que hay que mirar hacia varias partes para ver todo lo que está ocurriendo, lo que es muy apasionante. Además, la música lleva a la audiencia a otro mundo”, explica.

Luego de diez años de una carrera llena de elogios y reconocimientos, es la primera vez que Angela visita Colombia, y la primera que se presentará en Suramérica. Por ahora, la artista no sabe a dónde la llevará su talento: “Nunca me imaginé este reconocimiento, no sabía en qué me estaba metiendo. Solo sabía que me fascinaba cantar, y mucho más con una orquesta en un escenario. Era mi sueño de infancia, y después todo fue encajando”, recuerda Angela. “Espero que continúe otros 10 años y luego otros 10, porque siento que es muy importante compartir y dar a conocer la música clásica. Creo que ella tiene un lugar significativo en el mundo y en nuestras sociedades, pues eleva el intelecto, le habla al alma y la conforta, le da claridad a la gente, esa es mi percepción”, concluye la artista.

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

error:
WP-Backgrounds Lite by InoPlugs Web Design and Juwelier Schönmann 1010 Wien